todos los entrenadores del fútbol aragonés deberán ser titulados esta temporada

Los clubes aragoneses tienen deberes. A partir de la próxima temporada 2022-23, todos tendrán que contar con un técnico titulado. Desde debutante hasta sénior; de aficionado a profesional… la Real Federación Aragonesa de Fútbol (RFAF) impondrá que sea “preceptivo” disponer de un “entrenador titulado” en los equipos de cualquier categoría o división que participen en competiciones oficiales.

Este cambio, que fue aprobado recientemente por la asamblea de la RFAF y no implica que los técnicos deban disponer de contrato profesional, se debe a un plan estratégico impulsado por la UEFA al que se han adherido la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) y las diferentes federaciones autonómicas.

De esta forma, los técnicos tendrán que presentar distintos tipos de licencia en función de la categoría en la que entrenen. En Regional Preferente se exigirá la licencia UEFA A; en Primera Regional, la licencia UEFA B; y en el resto de divisiones de la categoría aficionado, la licencia de prácticas UEFA C.

La norma también afecta al fútbol base -en juveniles y cadetes se diferenciará entre licencia UEFA B (Preferente y Primera) y la licencia de prácticas curso UEFA C (resto de categorías)- y a modalidades como el fútbol femenino, el fútbol 7 o el fútbol sala, en las que también bastará con tener la licencia UEFA C.

Así, las próximas semanas se antojan clave en el futuro de muchos equipos. Aquellos que no disponen de técnicos con titulación tienen que moverse para encontrar uno antes del arranque de la competición.

La RFAF, en colaboración con la Escuela Aragonesa de Entrenadores de Fútbol, ha lanzado un curso ‘online’ para obtener la licencia UEFA C. Además, con motivo del centenario y con carácter único para la presente temporada, ha acordado subvencionar el coste (175 euros) de dicho curso a los clubes que no dispongan de entrenador titulado.

Es el caso del Sabiñán de Segunda Regional. Hasta ahora, Jesús Agudo hacía las veces de entrenador y presidente sin ninguna titulación, pero esta campaña el equipo se verá obligado a reinventarse. “Yo me quedaré como presidente, y será el delegado o alguno de los auxiliares el que se saque el título. Próximamente nos pondremos en contacto con la Federación”, explica Agudo, y recuerda que para un club tan humilde como el suyo resultaría inviable pagar a un entrenador.

Entre los requisitos para obtener ese título UEFA C, el mínimo exigido, figuran que el alumno sea mayor de 18 años (en caso contrario hay que presentar una autorización) y esté en posesión del Graduado en Educación Secundaria (ESO) o superior. 

Los cursos comenzarán en septiembre, pero los trámites, según informan desde la RFAF, se pueden realizar desde esta misma semana. 

Leave a Reply

Your email address will not be published.