Tiafoe, de origen humilde, activista y seguidor de LeBron

La de Frances Tiafoe (Hyattsville, Maryland, 24 años), rival de Carlos Alcaraz en las semifinales del US Open este viernes, madrugada del sábado en España (01:00, Eurosport), es una de esas historias que perfectamente podrían acabar convirtiéndose en una película de Hollywood. Sus padres, Constant Tiafoe y Alphina Kamara, emigraron a Estados Unidos desde Sierra Leona. Él lo hizo en 1993 y ella le siguió en 1996 huyendo de la guerra civil de su país. Una vez en Maryland, Constant entró a trabajar como albañil temporero en la construcción del Junior Tennis Champions Center de College Park. Cuando las instalaciones fueron terminadas fue contratado como guarda y se instaló allí con sus hijos cinco días a la semana durante 11 años. También vivían con su madre cuando no tenía turno de noche como enfermera.

Aprovechando su estancia en el club, Frances y su hermano gemelo, Franklin, se dedicaron a jugar al tenis con regularidad desde los cuatro años y en 2003 empezaron a entrenarse de manera más seria sin pagar las tarifas habituales. Misha Kouznetsov fue el primer entrenador de Frances (ahora le adiestra el extenista sudafricano Wayne Ferreira) y estuvo nueve años con él hasta que este se trasladó al centro nacional de preparación de la Federación estadounidense (USTA) en Boca Ratón (Florida).

“Mi objetivo en la vida era darlo todo por mi familia, para ponerles en una gran situación. Ahora lucho también por mí”, contó el verdugo de Rafa Nadal en octavos y de Rublev en cuartos, que no pudo dormir después de vencer al balear. “Compré una casa para mi madre en Maryland. Mi padre vive en un apartamento en Orlando”, reveló el actual número 26 del mundo, antes de insistir en que el bienestar de su gente estaba por encima de todo: “Tenía claro que no iba a ir a la universidad, quería hacer lo que hago”. Tiafoe está orgulloso de sus orígenes sierraleoneses: “Publiqué una foto de mi hermano y yo cuando fuimos con siete u ocho años, y mi madre no para de recibir mensajes de allí”.

Admirador de LeBron James

Además del tema familiar, que le ha marcado mucho, Tiafoe no esconde su admiración por LeBron James y le gusta celebrar sus victorias imitando la rutina de la estrella de la NBA. El jugador de los Lakers lo sabe. “La ESPN puso un vídeo de los dos haciendo esa celebración con un cartel que decía ¿Quién lo hace mejor? Y en Instagram, LeBron le pintó una corona y dos emojis de músculos. Pensé, claramente sabe quién soy. Es una locura. Es un héroe. Me encanta el baloncesto, pero lo que hace fuera de las canchas, su solidaridad, es aún mejor”. James le felicitó en redes sociales por su triunfo ante Nadal: “Enhorabuena, joven Rey, te lo has ganado. Frances es el primer semifinalista estadounidense del US Open desde Andy Roddick en 2006 y solo tiene un título en su palmarés, el de Delray Beach en 2018. “Todo el mundo es súper capaz. El tenis americano está en un gran lugar”, argumenta.

Ahora tiene una gran oportunidad de hacer aún más historia si vuelve a vencer a Alcaraz, como hizo el año pasado en el Barcelona Open Banc Sabadell: “Si verdaderamente te apasiona algo, creo que puedes hacer cualquier cosa, y obsesionarte por ella. Ahora mismo estoy muy obsesionado con el tenis, y quiero ver hasta dónde puedo llegar”. Antes de saber con quién se enfrentaría este viernes en las semifinales, pidió un deseo que se hizo realidad: “Realmente no tengo preferencia. Cualquiera de los dos va a ser duro. Ambos son grandes jugadores. Solo espero que jueguen un partido de maratón, súper largo, y que se cansen mucho (sonriendo). En serio, creo que serán campeones de Grand Slam cuando hayan hecho sus carreras, seguro”. Alcaraz también habló de su próximo oponente: “Todo el mundo está viendo el nivel de Tiafoe, ha ganado a Rafa y a Rublev, está jugando muy bien y con mucha confianza, esta pista es especial para él. Va a ser una batalla muy dura”.

Al margen del tenis, aunque de algún modo también tiene relación con él, Tiafoe es un comprometido activista por los derechos de los negros y colabora, junto con compañeros como la legendaria Serena Williams, con el movimiento Say Their Names (Di sus nombres), que protesta por los casos de violencia racista, en ocasiones por parte de la policía, que tristemente son frecuentes en Estados Unidos.

Leave a Reply

Your email address will not be published.