Nick Kyrgios: de ser un prodigio del tenis a conducir esto

El tenista canadiense, Nick Kyrgios, ya ha dejado su marca en el tenis. ¡Desliza para enterarte cuál carro conduce!

Después de una gran actuación en el US Open, Nick Kyrgios continuará entrenando en Australia para encarar la última recta del circuito ATP, que todavía tiene algunos torneos por delante, pues la competencia continua hasta fines de noviembre. Pero, en los comienzos de su carrera, difícilmente se veía con chances de hacer todo esto.

Pese a que Nick Kyrgios nació del matrimonio entre una exprincesa de Malasia y un simple pintor, no pasó una mala infancia. Con habilidades atléticas bien explotadas, recién a los 14 años fue que Nick se inclinó por el tenis y, desde entonces, su nombre empezó a sonar como una de las futuras promesas del deporte.

Sin embargo, su particular sentido del humor y la irregularidad en su juego hicieron que esa promesa de promesa se desdibujara. Pese a eso, cada vez que Kyrgios se lo propuso, demostró que es poseedor de un tenis fantástico, lo que le permitió ganar más de 10 millones de dólares en premios y 4 torneos ATP.  

Con el paso de los años, quedó claro que a Nick Kyrgios le gusta la velocidad, motivo por el que decidió sumar a su colección un Dodge Challenger SRT Demon. El motor de este carro estadounidense le permite generar 840 caballos de fuerza y así alcanzar una velocidad máxima de 325 km/h, lo que le da esa adrenalina que busca el tenista.

Para conseguir este modelo del fabricante estadounidense, Nick Kyrgios tuvo que gastar aproximadamente unos 300 mil dólares, aunque eso habría que sumarle lo que gastó en mover este vehículo desde los Estados Unidos a Australia, y también en adaptarlo a la conducción británica, lo que le permite presumir que es una de las cuatro personas que tienen este modelo en su país natal.

El Dodge Challenger SRT Demon de Kyrgios 

Leave a Reply

Your email address will not be published.