La sequía lastima los campos de fútbol vizcainos

Edu Rivacoba observa el dañado césped de La Florida.
J. M. MARTÍNEZ

Se trata de un quebradero de cabeza imprevisto y que tanto preocupa en el seno de los clubes vizcainos cuyos campos son de hierba natural. No en vano, esta especie de sequía que sacude a Euskadi prácticamente a lo largo de todo el verano ha lastimado el verde de feudos referencias como el de Lasesarre, Las Llanas o La Florida, que en tiempos no tan lejanos han presumido de lucir un estado sobresaliente para la práctica del fútbol. El mal que padecen estas instalaciones, cada una con sus respectivos matices, no solo afectan a las mencionadas, sino que también se puede extender al mismo Lezama, Urritxe o Sarriena, por citar algunas. Lo cierto es que en un solo radio de cinco kilómetros, estos tres estadios de Ezkerraldea sufren la misma enfermedad, causado por las altas temperaturas, ausencia de lluvias y de frío, y, en determinados casos, por el hongo denominado la mancha del dólar, y que han obligado a estas entidades a actuar y aplicar sendos planes de choque para intentar paliar las dañinas consecuencias.

El Portugalete actúa a corto plazo. Ha adelantado al sábado su partido ante el Padura, correspondiente a la tercera jornada del grupo IV de Tercera RFEF, para ganar 24 horas en el tratamiento al que someterá el césped de La Florida, que proyecta una imagen que habla por sí sola, con varias zonas del mismo quemadas y castigadas por la inusual climatología. El lunes comenzará el tratamiento de resembrado que obligará a no tocar el verde durante dos semanas. Edu Rivacoba, presidente de la entidad Ezkerraldea, explica el proceso: “Se va a emprender tratamientos especiales que van a consistir por lo menos en un resembrado del campo, van a echar también algún fungicida para poder matar algún hongo que se haya podido generar este verano tan seco, que ataca a las hierbas y luego terminarán con un abonado y eso sí requerirá que el campo tenga menos uso durante el próximo mes”. Rivacoba reconoce que la sequía es la principal causa del daño y recuerda que durante sus dos mandatos el verde de La Florida siempre ha estado en buenas condiciones: “Hace dos años, durante la pandemia, se disputó la Champions League femenina en Euskadi, los partidos se jugaban en San Mamés y en Anoeta, pero los equipos buscaban un sitio para entrenar y el campo más solicitado fue La Florida”.

Resembrado en Lasesarre, en una imagen de ayer. | FOTO: BARAKALDO CF


Aitor Calle, entrenador del Sestao River, pidió el domingo, tras la disputa del encuentro de su equipo ante el Alfaro dentro del grupo II de Segunda RFEF, que instituciones, la empresa encargada del césped y el propio club tomen decisiones para corregir el mal estado del césped de Las Llanas y las partes aludidas, en este sentido, tienen previsto reunirse la próxima semana para consensuar acciones al respecto. El Barakaldo, que milita en Tercera RFEF, sufre el mismo problema en Lasesarre, pero la entidad fabril actúa sobre el verde de su campo desde el pasado junio. De hecho, lleva a cabo resembrados en ciertas zonas del feudo y ha aplicado fungicidas para intentar eliminar el hongo que castiga la hierba, entre otras medidas preventivas, aunque el resultado de estas actuaciones aún no alcanza el nivel satisfactorio que se espera. La llegada del otoño quizá propicie una climatología más amena que dé un respiro.

Leave a Reply

Your email address will not be published.