El reparto de los derechos del fútbol se debate en el Congreso con Podemos instando al PSOE a no ceder ante Florentino

MADRID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) –

Ciudadanos y Compromís defenderán este martes en el Congreso una enmienda conjunta a la Ley del Deporte para tratar del ‘blindar’ el reparto colectivo de los derechos de televisión del fútbol, una propuesta que cuenta con el respaldo de Unidas Podemos, que a su vez insta a sus socios del PSOE a aceptarla y no dejarse llevar “por Florentino”, en referencia al presidente del Real Madrid.

El hecho de que la Ley de Deporte no cierre la puerta a alterar el reparto de los derechos del fútbol ha soliviantado a 39 de los 42 clubes de LaLiga Santander y SmartBank, que avisan de que está en juego el contrato millonario que la Liga firmó con CVC e incluso amenazan con una huelga. Sólo Real Madrid, Barcelona y Athletic, que no son sociedades anónimas, se mantienen al margen de la protesta.

Estos 39 clubes habían acordado unas enmiendas con el PP para blindar ese reparto colectivo, pero finalmente se retiraron. Y ahora Ciudadanos y Compromís lo vuelven a intentar y presentan una enmienda conjunta para asegurar que se respeten los contratos en vigor y que no se permitirán aventuras como una Superliga europea.

RECHAZO A LA SUPERLIGA Y A REPARTOS POR SEPARADO

“Esta comercialización (de los derechos de explotación de contenidos audiovisuales) siempre se hará de cada una de las competiciones que organice en su conjunto y nunca por separado de cada uno de los clubes o SAD que participen en ella. En el ejercicio de la función de comercialización referida se deberá, en todo caso, respetar la adecuada proporcionalidad entre todos los clubes”, figura en el enmienda a la que ha tenido acceso Europa Press.

Y añaden una segunda cláusula de exigencia para las ligas profesionales: “Ejercer actividades de carácter económico y destinar sus bienes y derechos a actividad y fines que guarden relación con su naturaleza, competencias y objeto social”.

El diputado de Cs Guillermo Díaz espera que su enmienda transaccional recabe el apoyo de todos los grypos, salvo los dos mayoritarios (PP y PSOE), mientras que el valenciano Joan Baldoví ha defendido la necesidad de proteger a los equipos más modestos de los grandes clubes.

Este asunto ha provocado también una brecha entre los socios del Gobierno. Para el portavoz de Unidas Podemos, Pablo Echenique, el cambio de opinión del PP retirando sus enmiendas sólo se explica por una “intervención de Florentino Pérez” y ha instado al PSOE a rectificar.

“No concebimos que pueda salir de esta Cámara una ley que provoque que por primera vez en décadas se pare la Liga de Fútbol porque haya 39 de 42 equipos que entienden que esto va a poner en peligro su viabilidad –ha dicho en rueda de prensa en el Congreso–. El parlamento no está para defender la voluntad de Florentino Pérez, sino para defender el interés general”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *