¿Cuáles son las proyecciones del FPI para la próxima temporada?

El Football Power Index de ESPN tiene sus favoritos para ganar las carreras divisionales y el Super Bowl en la campaña del 2022

Los Buffalo Bills podrían haber terminado la temporada pasada con un volado y el corazón roto, pero de acuerdo Football Power Index de ESPN, llegan a la temporada 2022 de la NFL como el mejor equipo de la liga y como los favoritos para ganar el Super Bowl.

Buffalo lidera la clasificación de pretemporada del FPI –que se publicó este martes– y tiene casi medio punto de ventaja sobre los Green Bay Packers, el equipo N° 2 del modelo. En cuanto a las proyecciones, nuestra clasificación del FPI ven un campo bastante parejo, con los Bills en la cima con probabilidades del 7 por ciento chance para ganar el Super Bowl LVII, seguidos de cerca por Los Angeles Rams (7 por ciento), Packers (6 por ciento), Kansas City Chiefs (6 por ciento) y Los Angeles Chargers (6 por ciento).

Pero, ¿qué es nuestro Football Power Index? Es nuestro modelo predictivo que incluye clasificaciones y proyecciones para cada equipo de la NFL, dese qué tan buenos son a la defensiva hasta cuáles son las posibilidades de ganar su división. Durante esta temporada baja, ESPN Analytics realizó una renovación al modelo y pueden encontrar una descripción completa de los cambios y mejorías al final de este artículo. Un cambio clave que debemos señalar: La versión de pretemporada del FPI se desvinculó del mercado de apuestas, que anteriormente tenían influencia en el modelo de temporada.

Pero basta de matemáticas, hablemos de fútbol americano. Aquí están ocho conclusiones de la clasificación del 2022 –y una explicación detallada de los cambios en el modelo– comenzando con el mejor equipo de la liga.

El FPI se une a la Bills Mafia

No es sorpresa ver a los Bills en el tope de la clasificación, considerando el desempeño del equipo la temporada pasada. Cerraron el año luciendo como el mejor equipo de la liga y el quarterback Josh Allen tuvo uno de los mejores partidos de todos los tiempos en la victoria de playoffs de Buffalo, 47-17, sobre los New England Patriots. Pero el N° 1 es el N° 1, entonces, ¿qué puso a Buffalo en la cima del FPI?

Comienza con Allen. El mariscal de campo de quinto año ocupa el tercer lugar en nuestra clasificación predictiva de mariscales de campo, solo detrás de Tom Brady y Aaron Rodgers, pero delante de Patrick Mahomes. Obviamente es una amenaza por aire y por tierra y es una gran razón por la que los Bills tienen ventaja sobre los otros 31 equipos aquí.

Pero como vimos en Buffalo la temporada pasada, no termina con Allen. Los Bills cuentan con un receptor abierto N° 1 de primer nivel en Stefon Diggs y una línea ofensiva por encima del promedio y lideraron la liga en eficiencia defensiva la campaña pasada. Eso ocurrió antes de firmar a Von Miller esta temporada baja lo que ayudará a la causa. No hay muchos huecos en este equipo.

Entonces, aunque los Bills son favoritos para ganar el Super Bowl, ¿por qué solo 7 por ciento? Los Chiefs, el equipo N° 1 del año pasado, tuvieron 19 por ciento en la pretemporada del 2021. En resumen, actualizamos nuestro proceso para tomar mejor en cuenta la variación entre la capacidad esperada de los equipos y cuál resulta ser la capacidad real. Además, hay algunos contendientes cerca del nivel de talento de Buffalo. Por lo tanto, hay muchos otros equipos que podrían terminar mejor que Buffalo y desde luego todos los equipos tienen que ganar al menos tres partidos en postemporada para levantar el Trofeo Lombardi, sin importar qué tan buenos sean en el papel.

Una clase media de contendientes

La otra cara de la moneda de una menor probabilidad de favoritos para ganar el Super Bowl es que esos puntos porcentuales tienen que ir a alguna parte. Y este año, pasan a la segunda y tercera categoría de equipos. No es el grupo inmediato de favoritos, sino más bien la colección de equipos que pueden ganarlo todo si el desarrollo de jugadores, la suerte y las lesiones les favorecen.

play

3:15

Ciro Procuna y Ramiro Pruneda analizan a los rosters de ambos equipos que apuntan a jugar en el Azteca..

  • Los Indianapolis Colts, que mejoraron en la posición de quarterback al adquirir en canje a Matt Ryan, son instantáneamente favoritos en la AFC Sur (50 por ciento de probabilidades para ganar la división).

  • Los Arizona Cardinals lucieron como un sólido contendiente la temporada pasada antes de derrumbarse en la recta final, pero todavía tienen una plantilla sólida y a Kyler Murray bajo centro.

  • Los Denver Broncos ahora tienen a Russell Wilson al mando y una buena línea ofensiva.

  • Los Baltimore Ravens se descarrilaron por las lesiones hace un año, pero con un Lamar Jackson sano y una secundaria sana, podrían ser una gran amenaza.

Todos esos equipos tienen 4 por ciento de probabilidades para ganarlo todo.

Evaluando la competitiva AFC Oeste

Los cuatro equipos en la división se ubican entre las posiciones N° 4 y N° 14 en el FPI de ESPN, así que el modelo está de acuerdo en que se trata de una contienda reñida. Pero de acuerdo a las proyecciones, los Chiefs son de nuevo el mejor equipo en la AFC Oeste.

Incluso sin Tyreek Hill –lo que representa una clara deficiencia en la posición de receptor abierto N° 1– y lo que el FPI cree que es una defensiva promedio, los Chiefs están en la cima gracias a Mahomes y el sólido ataque aéreo de Kansas City. La ofensiva, sobre todo la aérea, es la parte más importante de la construcción del equipo, así que, en el modelo, un equipo pasador de élite siempre vencerá a un ataque terrestre de élite, la presión al quarterback o un equipo con buena defensiva contra el pase, todo lo demás es igual.

Pero aquí está la parte interesante: aunque cree que son el mejor equipo en la división, el FPI de ESPN en realidad no favorece a los Chiefs para ganar la AFC Oeste. Los Angeles Chargers y Broncos tienen probabilidades ligeramente más altas para ganar la división que los Chiefs y los Chargers tienen mejores probabilidades de ganar el sembrado N° 1 de la conferencia.

¿Por qué? Todo se reduce principalmente al calendario. En términos de clasificación promedio del FPI de sus rivales, ningún equipo tiene un calendario de 17 juegos más difícil que Kansas City. Los tres oponentes de los Chiefs que sus rivales divisionales no enfrentan son duelos brutales: Tampa Bay Buccaneers, Buffalo y Cincinnati Bengals. Consideren que los rivales de los Chargers incluyen a los Atlanta Falcons, Miami Dolphins y Cleveland Browns, mientras los Broncos tienen a los Carolina Panthers, New York Jets y Ravens. Esa es una gran diferencia y un gran factor, a pesar que el modelo cree que Kansas City es el mejor equipo de los tres.

¿No hay amor para los Bengals después de llegar al Super Bowl?

De hecho, no lo hay. El FPI de ESPN nunca creyó en los Bengals la temporada pasada e incluso con el cambio en el modelo en el 2022, todavía está escéptico con ellos. Cincinnati se ubica en la posición N° 16 en la clasificación el FPI y sus posibilidades para ganar el Super Bowl están en el lugar N° 18 con el 3 por ciento.

El modelo todavía no está del todo convencido con el quarterback Joe Burrow. Se ubicó en el lugar N° 12 en índice total de pasador la temporada pasada y a pesar de llevar el equipo al Super Bowl, su índice de pasador estuvo en un punto medio durante los playoffs. El excelente cuerpo de receptores de los Bengals y una línea ofensiva mejorada ayudaron, pero se espera que la defensiva del equipo sea solo buena.

Al final, nuestro modelo del FPI le da a Cincinnati apenas la tercera probabilidad más alta de ganar la AFC Norte con 24 por ciento, detrás de Cleveland (35 por ciento) y Baltimore (32 por ciento).

Chicago en el reloj

Tenemos una carrera brutalmente cerrada por el favorito para la primera selección global del draft en el 2023, pero los Chicago Bears superaron a los Jets por ese honor.

El FPI de ESPN no confía en Justin Fields luego de una terrible temporada de novato en la que terminó con el peor índice de pasador entre los quarterbacks calificados en la liga. El cazamariscales Khalil Mack y el receptor abierto Allen Robinson II se marcharon, y si bien todavía quedan algunos buenos jugadores en el frente defensivo –incluyendo el cazamariscales Robert Quinn y el apoyador Roquan Smith– no hay muchas otras fortalezas en la plantilla de los Bears.

De acuerdo a la clasificación del FPI, los Bears tienen 14 por ciento de probabilidades de elegir en el primer turno el próximo abril, seguidos por los Jets (14 por ciento), Houston Texans (11 por ciento), Jacksonville Jaguars (9 por ciento) y Falcons (9 por ciento).

Cowboys escalaron al N° 6

Después que la temporada 12-5 del año pasado terminó abruptamente con una derrota en la Ronda de Comodines ante los San Francisco 49ers –¿quién podría olvidar que Dak Prescott corrió con el balón en lugar de azotarlo y se quedó sin tiempo en el reloj?– nuestro modelo pronostica un seguimiento para los Dallas Cowboys. De hecho, son el equipo clasificado más alto que el FPI cree que tiene mejores probabilidades para ganar el Super Bowl (6 por ciento) de lo que indican sus probabilidades en el Caesars Sportsbook (18-1).

¿Por qué todo el amor? El modelo ve fortalezas a ambos lados del balón, calificando a Dallas en el cuarto lugar ofensivo del FPI y en el sexto a la defensiva.

A la ofensiva, nuestro modelo predictivo de puntos esperados (EPA) sigue teniendo bastante confianza en Pescott a pesar de una temporada a la baja en el 2021. El mariscal de campo de los Cowboys ha demostrado un alto nivel de desempeño en el pasado –terminó con el cuarto mejor índice de pasador en el 2017 y 2019– y sigue estando en el mejor momento de su carrera. Dallas también tiene dos receptores sólidos en CeeDee Lamb y Michael Gallup, aunque estamos trabajando asumiendo que Gallup esté sano.

A la defensiva, los Cowboys vienen de una temporada impresionante en la que ocuparon la tercera posición en eficiencia. Y Tienen de vuelta a estrellas como Micah Parsons, DeMarcus Lawrence y Trevon Diggs.

¿El resultado? Dallas tiene un 45 por ciento de probabilidades de ganar la NFC Este, junto con una probabilidad del 16 por ciento de ser el sembrado N° 1 en la NFC (segunda más alta detrás de los Green Bay Packers).

Una NFC Sur más apretada de lo esperado

Al FPI de ESPN le gusta los Tampa Bay Buccaneers, ya que ocupan el lugar N° 5 en el sistema de calificación del modelo y están apenas 0.2 y 0.3 puntos por partido detrás de los Chiefs y Los Angeles Rams, respectivamente. Sin embargo, las proyecciones del FPI no están tanto del lado de las probabilidades de Tampa Bay esta temporada, lo que nos da una carrera más apretada de lo esperado por la NFC Sur. El FPI de ESPN hace a los Bucs 43 por ciento favorito para ganar la división, con los New Orleans Saints bastante cerca con 32 por ciento. ¿Por qué New Orleans está tan cerca? Hay dos factores importantes:

  • Los Bucs enfrentan a tres equipos sólidos que los Saints — y el resto de la división– no verán: los Chiefs, Packers y Cowboys. Los Saints, por su parte, se miden a Las Vegas Raiders, Minnesota Vikings y Philadelphia Eagles en esos lugares.

  • Debido a que el entrenador en jefe con mentalidad ofensiva Bruce Arians ya no está con el equipo, el equipo asume cierta regresión en ese lado del balón. Existe la creencia que la continuidad todavía sigue allí debido a que Byron Leftwich sigue siendo el coordinador ofensivo, pero así es como se establecen las reglas del modelo.

¿Están sobrevaluados los 49ers?

La respuesta corta es que nuestro FPI dice sí, lo están. La respuesta larga es que depende del quarterback.

El FPI de ESPN, por ahora, está asumiendo que Trey Lance estará bajo centro. Después de todo, San Francisco pagó un precio algo para escalar posiciones en el draft y reclutar a Lance con la tercera selección en el sorteo del 2021. Si no fuera el mariscal de campo titular en el segundo año, eso significaría un gran fracaso. Si es Lance, el modelo no ve cómo los 49ers podrían posiblemente justificar un número total de victorias de 10 y ser considerados uno de los mejores equipos en la NFC.

play

0:27

El apoyador de los 49ers no ocultó su emoción por disputar su duelo ante Arizona en la cancha del Estadio Azteca.

Nuestra clasificación excluye a los quarterbacks que no juegan, bajo la suposición razonable de que, de una u otra forma, no jugar es una mala señal (lesión o simplemente no ser tan bueno). Nuestro modelo reconoce que Lance llegó como un gran prospecto, pero después de apenas 71 intentos de pase durante su año de novato, ve a Lance en el mismo rango de jugadores como Matt Corral, Joe Flacco, Justin Fields, Zach Wilson, Andy Dalton y Nick Foles. Hay potencial allí, desde luego, y posiblemente sea una estrella en su primera campaña como titular. Pero la expectativa promedio para Lance todavía no puede ser grande.

Entonces, si bien el receptor abierto Deebo Samuel y el cazamariscales Nick Bosa son superestrellas, la defensiva contra la carrera es sólida y Kyle Shanahan es un buen entrenador en jefe, es muy difícil sobreponerse a un lastre en la posición de quarterback. Y esa es nuestra mejor suposición para Lance en este punto. Como resultado, los 49ers están muy abajo en la clasificación del FPI en el lugar N° 24 –detrás de los New York Giants y Detroit Lions — y tienen apenas 39 por ciento de probabilidades de llegar a los playoffs.

¿Se preguntan dónde estarían los 49ers si Jimmy Garoppolo fuera a regresar como titular en el 2022? Ascenderían al lugar N° 13 en la clasificación del FPI. Es un gran salto, impulsado por el hecho que Garoppolo ha registrado un índice de pasador decente a lo largo de su carrera, que es mucho mejor de lo que el modelo supone que recibirán los 49ers de Lance en el 2022 en promedio.

Actualizaciones en la metodología para el 2022

El FPI de ESPN fue actualizado y modificado esta temporada baja. Para la versión de pretemporada que discutimos aquí, el cambio más notable fue alejarse de las líneas de apuesta. Previamente utilizábamos los totales de victorias combinados con el calendario como un factor importante en la clasificación de pretemporada, pero los mercados de apuestas ya no están en el modelo. En cambio, las calificaciones e pretemporada se determinan a través de una combinación de desempeño anterior del equipo, nuestra medición predictiva de EPA/juego para todos los mariscales de campo titulares y suplentes y una calificación predictiva para titulares en posiciones distintas a quarterback con base en un conjunto de calificaciones de jugadores, incluyendo el valor aproximado de Pro Football Reference y nuestro propio índice de éxito en bloqueos para linieros ofensivos y defensivos.

Nuestro FPI ahora también incluye calificaciones de unidades predictivas que se pueden desglosar en juego terrestre y aéreo (por ejemplo, ofensiva terrestre, defensiva contra el pase, etc.). El modelo de predicción del juego considera cada una de esas calificaciones de unidades y factores en la frecuencia con la que una ofensiva lanza por encima o debajo de las expectativas debido a una situación de juego. Por ejemplo, la ventaja ofensiva de los Chiefs al lanzar es ligeramente más pronunciada de lo que sería para un equipo típico porque lanzan más seguido que la mayoría después de controlar el escenario del juego. El modelo ahora también se actualiza dinámicamente para reflejar el grado de la ventaja de la localía.

También actualizamos la manera en que el modelo maneja la incertidumbre dentro de nuestro sistema de proyección. Si bien la calificación del FPI de cada equipo es nuestra mejor estimación de qué tan fuerte es ese equipo en relación con un rival promedio de la liga, el modelo reconoce que hay bandas de error significativas alrededor de esa estimación. Por lo tanto, en algunas estimaciones la calificación de cada equipo será más alta que nuestra mejor estimación y en otros será más baja. Eso brinda una simulación más realista en general, así como protecciones más realistas con base en un escenario determinado. Por ejemplo, si le preguntamos al modelo por las probabilidades de los Jets para ganar el Super Bowl si inician 4-0, es más probable que las simulaciones resultantes donde los Jets van 4-0 sean aquellas donde su calificación es más alta de lo que esperamos. Por lo tanto, esas calificaciones y simulaciones determinan las posibilidades de Super Bowl de los Jets después de iniciar 4-0.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *