Calzado Canadá, la empresa mexicana que fabricó el primer tenis Nike

La empresa de calzado tapatía Canadá es reconocida por fabricar zapatos para América latina y Estados Unidos por más de 40 años, incluso para el gigante deportivo Nike en algún momento de su historia.

Aunque el desenlace de esta historia no es del todo buena, Calzado Canadá obligó a crear lo que hoy es uno de los logotipos y marcas más conocidas del mundo.

Phil Knight fundó en 1964 una pequeña compañía llamada Blue Ribbons, la cual se dedicaba a importar calzado deportivo desde Japón para comercializarlo en Estados Unidos, el éxito fue tal que tuvo que abrir una sede en Oregon.

En pleno éxito tuvo problemas con los fabricantes de Onitzuka Tiger –la marca japonesa de calzado deportivo que él comercializaba– y se vio en la necesidad de romper su relación comercial con ellos, y buscar una nueva opción en 1971.

Es ahí dónde Calzado Canadá, con una enorme planta de manufactura en Guadalajara, Jalisco, llamó la atención de Blue Ribbon tras manufacturar para Adidas los zapatos de varios atletas olímpicos.

En el libro Shoe Dog, Phil Knight asegura que parecían tener buena calidad, además de que habían sido producidos a bajo costo, por lo que el fundador de Blue Ribbons decidió hacer una cita con los directivos de Canadá y viajó a Guadalajara para tener una junta con ellos.

Después de visitar la planta de fabricación y ver los proceso que llevaban los zapatos mexicanos, el empresario hizo el primer pedido de tres mil pares de tacos de fútbol de cuero, los cuales él planeaba vender en Estados Unidos como zapatos para jugar futbol americano.

Ahora solo faltaba un nombre y un logotipo moderno que le diera a los nuevos zapatos “movimiento”. 

Fue la diseñadora Carolyn Davidson la encargada de entregar la famosa “palomita” y una noche de insomnio salió el nombre de Nike, ambos fueron enviados a Calzado Canadá unos días antes de la fecha límite para comenzar la manufactura.

Sin embargo, la decepción vino cuando llegaron a Estados Unidos los modernos tacos y no dieron los resultados que esperaban.

Resultó que esos tacos de fútbol americano eran bonitos, pero no soportaban las condiciones del clima frío de Estados Unidos. 

Cuenta que el quarterback de la Universidad de Notre Dame usaba un par de esos zapatos y, aunque le pareció emocionante verlo trotar con sus Nike en el campo, fue triste ver cómo sus suelas agrietadas se fueron desintegrando durante el partido.

Knight consideró que fue un error usar un zapato de fútbol para el americano sin haberlo probado antes.

JLMR

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *